Tú echa mierda que algun@ habrá que se la crea

julio 29, 2011

Hoy he tenido la “suerte” de visualizar un polémico vídeo que al parecer está emitiendo estos días la cadena de televisión Intereconomía. ¿Saben cuál les digo, no? Esa que no ve nadie, por ser un auténtico bodrio fascista y trasnochado, y que por falta de presupuesto se ha visto obligada a mendigar dinero, cual cura en una iglesia, a sus fieles para poder seguir difundiendo su mensaje racista, homófobo y misógino como sólo ellos saben hacer. Ya sé que escribiendo este artículo les estoy haciendo propaganda, pero me ha parecido tan aberrante y manipulador, que me han entrado ganas de escribir al instante. ¿Cómo se puede ser tan falso, hipócrita, tan reaccionario, con el fin de desacreditar a todo aquel que no piense como ellos? ¿Eso es libertad de expresión? Luego criticarán a políticos vascos de enaltecimiento del terrorismo, pero afirmar que la gente de izquierdas estamos a favor del asesinato, de liquidar a todas las personas que no piensan como nosotr@s y de apoyar la corrupción, entre otras lindezas, me parece denigrante. Y lo peor es que este mensaje cala en ciertos sectores de la sociedad que, en un principio, deberían alejarse sobremanera de la ideología del susodicho medio.

Nos acusan de ser pro abortistas, pero en lugar de tratar el tema con la delicadeza y el tacto que requiere, se quedan tan anch@s afirmando que con la reciente ley cualquier mujer irá a abortar tantas veces como ella quiera, que se convertirá en un acto rutinario para las féminas… Vaya, que en lugar de irnos a echar un café o unas cervezas, quedaremos en la sala de espera de una clínica abortista para ver qué tal nos ha ido en la intervención.

 Ellos dicen que no apoyan el aborto, porque lo consideran un asesinato, pero no dudan en marcharse al extranjero para poner fin a sus embarazos no deseados. Hipocresía barata. Así mismo, no se les cae la cara de vergüenza cuando sale un nuevo caso de niñ@s violados por miembros del clero, afirmando incluso que algunos menores buscan ser violados:

http://www.elpais.com/articulo/sociedad/obispo/Tenerife/afirma/algunos/menores/incitan/abuso/sexual/elpepusoc/20071227elpepusoc_1/Tes.

Claro, los pederastas de la Iglesia necesitan más niños para seguir perpetrando sus actos deleznables, que según Benedicto XVI, en su época eran completamente normales:

http://www.trinityatierra.com/2010/12/22/benedicto-16en-los-70-la-pedofilia-se-consideraba-normal/

Lo único que pretenden es recortar los derechos de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo, considerándola un ser dependiente del hombre, incapaz de controlar sus impulsos ni de distinguir entre el bien y el mal. Por otro lado, los empresarios los necesitan porque a ellos les conviene que las mujeres nos pongamos a parir como conejas para mantenernos en nuestras casas y así se evitan tener que pagar a trabajadoras que algún día faltarán a su puesto de trabajo por tener que llevar al niño/a al médico, ya que su papá estará muy ocupado invirtiendo todo su tiempo en construirse una carrera profesional brillante.

Se posicionan en contra de la eutanasia alegando que la izquierda apoya esta práctica para ahorrar en Sanidad: ellos prefieren ahorrar de las arcas públicas mediante el copago = privatización.  Aquel que no pueda pagarse una intervención o un tratamiento, que se aguante, que no estoy yo ganando mi pasta gansa todos los meses para que se la gasten los pobres en sus enfermedades.

Están en contra de la escuela pública, porque saben que los valores “neutros”, con esto me refiero principalmente al carácter laico que aboga la izquierda en educación, va en contra de su retrógrada moral católica. Ah! Pero no dudan en pedir que se concierte la etapa de infantil y bachillerato en las escuelas católicas. Y por supuesto, que los libros escolares sean gratuitos, evitando así que haya más partidas para becas de comedor o material escolar para aquellas familias que realmente lo necesitan.

Están en contra de l@s funcionari@s: ¿no será porque a ell@s también les gustaría tener un puesto fijo de por vida y un sueldo digno? Pero claro, para ser funcionario hay que pasar un examen, que muchos de ell@s no serían capaces de aprobar y tienen que buscar trabajo mediante enchufes en empresas de sus familiares o de amigos. Pu-r-a envidia. Lo peor del caso, es que están logrando introducir esta creencia, de que los funcionarios no hacen nada y sólo causan un gasto inútil al país, en el mundo obrero. Es alucinarte ver cómo cada vez hay más obreros de derechas que de izquierdas. Si otr@s gozan de más derechos que yo, en lugar de luchar para alcanzar esa igualdad, les atacan con el fin de que los pierdan.

Afirman que la izquierda quiere machacar al empresario. Nada de eso, pero hay que luchar para evitar que haya un abuso de poder y, a la vez, fomentar las cooperativas, donde todas las personas que trabajen en una empresa sean a la vez sus propietarias.

La frase “creo en la mentira como arma política” no sé qué pinta aquí, la verdad, porque más mentiras que vierten ellos: el 11 M fue un atentado de ETA, los trajes de Camps y Ricardo Costa… Ellos son expertos en el “donde dije digo, digo Diego”.

Están en contra de la Ley de la Memoria Histórica porque alegan que reabrirá viejas heridas. Quizá las reabra en sus vidas, pero hay mucha gente que sigue sufriendo por no poder ofrecer un entierro digno a sus muertos, o por no saber dónde se encuentran sus familiares asesinados. Cuando llegue el día en que todo el mundo localice a sus seres queridos y puedan darle sepultura, entonces se cerrarán las heridas definitivamente.

Esperaremos a ver con qué nos sorprenden de aquí a las elecciones del 20N.


¿ATENTADO CONTRA LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN O SIMPLEMENTE ETICA PERIODÍSTICA?

agosto 19, 2010

               Hola a tod@s!!! Después de varios meses de mucho ajetreo por los estudios, el trabajo, y pereza para escribir (todo sea dicho), hoy he decidido retomar la actividad de mis blogs, que han estado algo abandonados, con una noticia que me ha llamado enormemente la atención. De sobras es conocida la parcialidad de la información que nos llega a través de los medios oficiales y la falta de criterio y rigor que demuestran con respecto a muchas noticias, y, cómo no, hoy han vuelto a hacer uso de ese “buen hacer” periodístico.

La noticia de la que se han eco varios medios estatales se refiere a la prohibición por parte del gobierno venezolano a que los medios de comunicación publiquen fotografías violentas.
Resulta que el pasado viernes 13 de agosto, el diario venezolano El Nacional (abiertamente antichavista) publicó en su portada una fotografía donde aparecían varios cadáveres de niños y jóvenes en la morgue de la capital, Bello Monte. Dichas fotografías fueron denunciadas por el director del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de Venezuela, Wilmer Flores Trossel. Además, la imagen fue calificada por el propio Chávez, como una “pornografía periodística” de los medios privados locales, y sentenció que el “el país exige respeto”.
En apoyo al rotativo denunciado, otro diario venezolano, Tal Cual, también férreo opositor al gobierno, volvió a publicar la misma fotografía de la morgue el lunes 16.

Como respuesta a esta provocación, el tribunal 12 de Caracas emitió un fallo este martes en el que le prohibió a los rotativos “la publicación de imágenes, informaciones y publicidad de cualquier tipo con contenido de sangre, armas, mensajes de terror, agresiones físicas que aticen contenidos de guerra y mensajes sobre muertes y decesos”.
Teniendo en cuenta que el 26 de septiembre se celebrarán las elecciones Parlamentarias, es normal que algunos aleguen que esta prohibición pretende coartar la libertad a informar a la población sobre el clima de violencia que se vive en la capital venezolana, para que el partido del presidente Chávez, PSUV (Partido Socialista Unido de Venezuela) salga victorioso de los comicios.

Sin embargo, se han saltado por alto ciertos aspectos relevantes que demuestran el verdadero objetivo de la noticia, que no es otro que avivar el clima de tensión previo a un proceso electoral. Resulta que dicha fotografía fue tomada en diciembre de 2006 y no en la actualidad, como pretendían hacernos creer. Se trata por lo tanto de un montaje, tal y como reveló Carmen Julieta Centeno, coordinadora nacional de Ciencias Forenses del Cicpc. El tribunal de menores fue quien denunció al diario por la publicación de esta fotografía, ya que viola la Ley Orgánica del Niño, Niña y Adolescente en su artículo 79, inciso 3, el cual establece que en ningún medio de comunicación se debe promover el terror o difundir imágenes que atenten contra la convivencia humana y el irrespeto a la dignidad de las personas.

Queda más que demostrado que la intención de algunos medios venezolanos, al igual que los del estado español, es aumentar la tensión internacional contra un gobierno que no le baila el agua al imperialismo yanqui. Está claro que la publicación de este tipo de imágenes responde a una campaña mediática de desprestigio económico, político y social contra el gobierno bolivariano y pretende desestabilizar las próximas elecciones parlamentarias.

Este hecho me ha recordado a aquella noticia que salió hace un año, más o menos, la cual afirmaba que el gobierno venezolano había prohibido la emisión de la famosa serie de dibujos animados Los Simpson, por ser un símbolo de la cultura imperialista. Ningún medio informativo, excepto el programa de La Sexta, El Intermedio, se preocupó de conocer la verdadera noticia. Resultó que no lo habían eliminado de la programación, sino que lo habían cambiado de horario, porque consideraban que no era un programa apto para el horario infantil.

Hoy en día los niños están sometidos a imágenes violentas continuas tanto por la TV, por medios gráficos o los videojuegos, interiorizando dichos comportamientos como normales. Esa es una de las causas del aumento de la violencia entre los más jóvenes y por lo tanto hay que controlarla, sin que por ello pueda hablarse de censura.

Esta gente todavía no se ha enterado de que una verdad a medias se convierte acto seguido en una mentira. ¿Dónde ha quedado el rigor periodístico que implica contrastar una noticia antes de sacarla a la luz?

Por otro lado, cada medio maneja a su libre albedrío los conceptos de libertad de expresión y reflejan posturas variopintas para juzgar hechos e imágenes. Podemos echar la vista atrás y encontraremos casos como las caricaturas del profeta Mohammad en Dinamarca o la portada del semanario El Jueves donde aparecían los príncipes de Asturias, etc. ¿Cuándo se trata de respeto y cuándo de libertad de expresión?

La fotografía en cuestión es la siguiente. Cada un@ que juzgue si es ético o no publicar este tipo de imágenes tanto en las portadas de la prensa escrita con en los informativos televisivos.


UN FUTURO MUY INCIERTO

enero 14, 2010

 

               Este martes pude ver el debate que la televisión aragonesa emitió sobre la archiconocida Ley de lenguas. Y como cabía esperar, no se dijo nada nuevo. Ahora que dicha ley está por fin aprobada, pensé que quizás el debate se centraría en cómo se van a aplicar las nuevas normas que afectan al aragonés y al catalán, pero no, al parecer las heridas del PAR y del PP siguen abiertas y continuaron en sus trece. Cada loc@ con su tema: el PP solo tiene ojos para la inversión económica que supone la aplicación de esta ley, y el PAR persiste en afirmar que lo que se habla en la franja no es catalán y que TODA la ciudadanía aragonesa está en contra de esta ley.

Considero aberrante que la cultura de un país se mida en términos económicos. A parte de que los datos que ofreció el diputado del PP, Eloy Suárez, eran completamente desorbitados (25 millones), aunque así fuera, ¿hay algo más importante para un país que su cultura? Como dijo un gran sabio (además de revolucionario) “un pueblo analfabeto es un pueblo fácil de someter” y al parecer nosotros no estamos tan lejos de esa realidad. O si no ¿cómo puede ser que tanta gente se trague esa patraña de que nos van a imponer el catalán? ¿Acaso se han molestado en leerse la Ley de Lenguas? Seguro que no, únicamente escuchan lo que quieren oír y punto.

            Además, hay otros proyectos en Aragón que van a necesitar una gran inversión y no por ello dejan de defenderlos. Me estoy refiriendo, por supuesto, al campo de fútbol de San José, a la Exponabo, a Gran Scala, al dinero que se ha malgastado hasta ahora en el teatro Fleta, al dinero que la alcaldesa de La Muela (del PAR) se ha guardado en sus arcas…

María Herrero por su parte, catedrática en todos los temas de los que habla, se atrevió a afirmar que la ciudadanía aragonesa no estaba preocupada sobre la situación de las lenguas propias y que se estaba creando un problema donde no lo había. Chúpate esa!!
Sinceramente me habría gustado más escuchar cuáles van a ser las medidas que se van a tomar a partir de ahora para poner en práctica lo que regula la ley. En especial me interesa el ámbito universitario, donde el aragonés brilla por su ausencia.

              Hace unos días salió en el Periódico de Aragón una noticia que decía que el Centro Universitario de Lenguas Modernas (antiguo Instituto de Idiomas) afirmó que no se impartirían ni el aragonés ni el catalán en su centro por ser lenguas propias y no extranjeras.
Que yo sepa no está escrito en ningún sitio que este centro no pueda incorporar estas dos lenguas a sus planes educativos, es más, en otros institutos de idiomas, como el de Navarra, la Complutense, … sí que las ofertan para aquellos alumnos que quieran estudiarlas.

En la Universidad de Zaragoza se pueden estudiar varias filologías: francesa, inglesa, hispánica y clásica. Como segunda lengua de estas carreras, se puede optar entre alemán, italiano, árabe clásico y catalán. El aragonés, por supuesto, no está entre estos idiomas. Una servidora eligió como materia optativa dos asignaturas: filología aragonesa y literatura en Aragón.

La primera consistía única y exclusivamente en el estudio de las variantes de diversas palabras en los diferentes lugares del país. Lo que me dejó perpleja fue que un gran porcentaje de la bibliografía recomendada eran estudios realizados en universidades alemanas. Manda narices que haya más conocimiento del aragonés en Alemania que en nuestro propio país.
La segunda asignatura a la que he hecho mención me pareció más interesante, aunque aun así pude comprobar que no había ninguna lectura obligatoria en aragonés. He de reconocer que no terminé ninguna de las dos, pues no se correspondían con mis expectativas iniciales.

Hoy existen varias universidades que ofertan las carreras de Filología Vasca y Filología Catalana, y sin embargo, parece que la Universidad de Zaragoza no se muestra demasiado entusiasta en incorporar a los estudios actuales la Filología Aragonesa, a pesar de ser nuestra lengua. Si no somos nosotros los que impulsen este tipo de iniciativas, ¿quién lo hará?


POR FIN EL DICHO “DESNUDAR CON LA MIRADA” COBRA SENTIDO LITERAL

enero 6, 2010

                                                                                

                 Después de muchos años dándole vueltas a la cabeza, por fin he decidido lo que quiero ser de mayor: vigilante en un control de seguridad de un aeropuerto. Y es que resulta que ya han comenzado a instalarse en los aeropuertos de diversos países los escáneres corporales, un mecanismo capaz de visualizar íntegramente el cuerpo de los pasajeros.

Atentados frustrados como el de la semana pasada en Detroit, reflejan la ineficacia de las medidas que se aplican a día de hoy en los aeropuertos. Por ello, EE.UU. ha decidido que no basta con escanear los equipajes de mano, obligar a los pasajeros a quitarse los zapatos, prohibir subir al avión sustancias “peligrosas”, como gel, dentífrico, u objetos susceptibles de ser usados como armas, como unas raquetas de tenis o un paraguas, y hacerles pasar por el arco de seguridad, con el fin de localizar algún objeto metálico en el cuerpo del pasajero.

La prueba definitiva para saber si un pasajero planea un atentado contra un avión estadounidense es desnudarle del todo. Pero ya puestos, en lugar de conceder el privilegio de observarnos completamente al natural a una sola persona, pues podrían haber tomado la medida de obligar a todos los pasajeros a desnudarse antes de cruzar el arco de seguridad. Es cierto que esto provocaría retrasos, pero menudas risas nos íbamos a echar. Seguro que el trayecto se hacía más ameno.

Por otro lado, hay dos cuestiones que no logro resolver: la primera, ¿por qué si EE.UU es el país que más medidas de seguridad toma, es el que más atentados sufre? Y la segunda, parece ser que el padre del terrorista yemení que tramó el último atentado en un avión americano, alertó a las autoridades estadounidenses de las intenciones de su hijo. ¿Qué ocurrió? Pues que no le hicieron caso. Seguramente pensaron que era un chiflado y pasaron de él.

Justificando esta medida como un beneficio para nuestra seguridad, ahora los vigilantes se van a poner las botas viendo los entresijos de los cuerpos de los viajeros. Seguro que en unos años se publica un libro recopilando lo más curioso que hayan visto: tatuajes extravagantes, piercings en lugares insospechados, cuerpos de cine y otros de comedia, ropa interior hortera…
Los países que conforman la Unión Europea han mostrado posturas diversas: mientras que Reino Unido ha mostrado su apoyo y de hecho ya lo ha puesto en práctica, otros como Alemana se muestran reticentes. El gobierno español ya ha anunciado que de momento no adoptará esta medida en sus aeropuertos, mientras que Holanda utilizará este dispositivo para los vuelos con destino a EE.UU. (¡cómo no!).

Desde que se anunció esta medida muchas han sido las críticas, pero también las alabanzas a este método. Unos dicen que ayudará a eliminar las largas filas que se forman en la cola del arco de seguridad, ya que no tendremos que despojarnos de nuestras prendas. Otros en cambio apelan al sentido común y critican que esta medida representa una violación contra la intimidad en toda regla, es un sistema degradante y humillante, y además se desconocen todavía los efectos que puedan tener estas ondas electromagnéticas dentro de nuestro organismo.

¿Dónde ha quedado el derecho a la intimidad y a la privacidad? ¿Hasta dónde va a llegar este estado de paranoia y psicosis que lidera el imperialismo yanqui?
Algún día los gobiernos nos obligarán a la ciudadanía a instalar cámaras de seguridad en nuestras casas para tenernos controlados las 24h del día (incluida ducha y cama).


Poesía árabe-israelí

diciembre 16, 2009

Esta tarde he asistido a la tercera jornada del III Ciclo de cine Palestino-Israelí donde se han proyectado tres cortometrajes y se han leído varios poemas, todo ello amenizado con música. Me he quedado prendada de un poema en concreto, leído por la aragonesa Ana Labordeta y he tenido la suerte de encontrarlo en Internet, ya que se me habían quedado grabados varios de sus versos. El poema lleva por título Siete niños judíos y espero que l@s que lo leáis sintáis la misma emoción y rabia que sentí yo al escucharlo primero, y al leerlo después. Es uno de esos poemas que conservar siempre y leer un trocito cada día hasta poder memorizar cada una de sus palabras, porque sinceramente, es sobrecogedor.

Que lo disfrutéis!!

1

Dile que es un juego
Dile que es grave
Pero no la asustes
No le digas que la van a matar
Dile que es importante que no haga ruido
Dile que si es buena le darás pastel
Dile que se acurruque en la cama
Pero que no cante.

Dile que no salga
Dile que no salga incluso si oye gritos
No la asustes
Dile que no salga incluso si no oye nada durante mucho tiempo
Dile que vendremos a buscarla
Dile que estaremos aquí todo el tiempo.

Dile algo sobre los hombres
Dile que son los malos del juego
Dile que es un cuento
Dile que se irán
Dile que, si no se mueve, se irán
Por arte de magia
Pero que no cante.


2

Dile que ésta es una foto de su abuela, sus tíos y yo
Dile que sus tíos murieron
No le digas que los mataron
Dile que los mataron
No la asustes.

Dile que su abuela era inteligente
No le digas lo que hicieron
Dile que era valiente
Dile que me enseñó a hacer pasteles
No le digas lo que hicieron
Dile algo
Ya le dirás más cuando sea mayor.

Dile que había gente que odiaba a los judíos
No se lo digas
Dile que eso ahora se acabó
Dile que todavía hay gente que odia a los judíos
Dile que hay gente que ama a los judíos
No le digas que haga diferencias entre los judíos y los que no lo son
Ya le dirás más cuando sea mayor
Dile cuántos cuando sea mayor
Dile que fue antes de que ella naciera, así que no corre peligro
No le digas que hay peligro.
Dile que la queremos mucho
Dile que todos sus familiares, vivos o muertos, la queremos
Dile que su abuela estaría orgullosa de ella.


3

No le digas que nos vamos allí para siempre
Dile que puede escribir a sus amigos, dile que sus amigos quizá puedan venir a visitarla
Dile que allí hace sol
Dile que vamos a nuestro país
Dile que es la tierra que Dios nos dio
No le hables de religión
Dile que su recontratatarabuelo vivía allí
No le digas que lo expulsaron de allí
Dile, por supuesto, dile que a todos los expulsaron y que el país está esperando nuestro regreso
No le digas que no es de aquí
Dile, por supuesto, que le gusta aquí, pero que allí le gustará más.

Dile que es una aventura
Dile que nadie se reirá de ella
Dile que tendrá nuevos amigos
Dile que puede llevarse sus juguetes
No le digas que puede llevarse todos sus juguetes
Dile que es una niña especial
Háblale de Jerusalén.


4

No le digas quiénes son
Dile algo
Dile que son beduinos, gente que va de un lado para otro
Háblale de camellos en el desierto y de dátiles
Dile que viven en tiendas
Dile que éste no era su país
No menciones la palabra país, país no, dile que se van de aquí
No le digas que ellos no la quieren
Dile que tenga cuidado.
No le hables de quienes vivían en esta casa
No, pero no le digas que su tatarabuelo vivía en esta casa
No, pero no le digas que unos árabes dormían en su habitación.

Dile que no sea grosera con ellos
Dile que no se asuste
No le digas que no puede jugar con los niños
No le digas que puede invitarlos a casa.

Dile que tienen muchísimos amigos y familiares
Dile que tienen kilómetros y kilómetros de tierras que son suyas, pero fuera de aquí
Dile otra vez que ésta es nuestra tierra prometida.

No le digas que decían que era una tierra sin pueblo
No le digas que yo no habría venido de haberlo sabido.

Dile que quizá podamos compartirla.
No le digas eso.


5

Dile que hemos ganado la guerra
Dile que su hermano es un héroe
Dile los enormes que son sus ejércitos
Dile que los hicimos retroceder
Dile que somos combatientes
Dile que hemos conquistado más territorio.


6

No se lo digas
No le hables de los problemas a causa de la piscina
Dile que el agua es nuestra, que tenemos derecho
Dile que esa agua no es para sus campos
No le digas nada sobre el agua.

No le hables del bulldozer
No le digas que no mire el bulldozer
No le digas que estaba derribando la casa
Dile que es un solar para construir
No le digas nada sobre los bulldozers.

No le hables de las colas en el puesto de control
Dile que llegaremos enseguida
No hables de nada que ella no te pregunte
No le digas que mataron al niño de un tiro
No le digas nada.

Dile que estamos creando nuevas granjas en el desierto
No le hables de los olivos
Dile que estamos construyendo nuevos pueblos en terreno baldío.

No le digas que tiran piedras
Dile que no son muy buenos contra los tanques
No le digas eso.

No le digas que ponen bombas en los cafés
Dile que, dile que ponen bombas en los cafés
Dile que tenga cuidado
No la asustes.

Dile que necesitamos el muro para estar seguros
Dile que quieren arrojarnos al mar
Dile que no quieren arrojarnos al mar
Dile que quieren arrojarnos al mar.

Dile que nosotros matamos a muchos más de ellos
No le digas eso
Dile eso
Dile que somos más fuertes
Dile que estamos en nuestro derecho
Dile que sólo entienden la violencia
Dile que buscamos la paz
Dile que vamos a bañarnos en la piscina.


7

Dile que no puede ver las noticias
Dile que puede ver dibujos animados
Dile que puede quedarse hasta muy tarde y ver Friends.

Dile que nos están atacando con misiles
No la asustes
Dile que sólo unos pocos de los nuestros han muerto
Dile que el ejército ha venido a defendernos
No le digas que su primo se negó a servir en el ejército.

No le digas cuántos de ellos han muerto
Dile que los combatientes de Hamás han muerto
Dile que son terroristas
Dile que son escoria
No se lo digas
No le hables de la familia de las niñas muertas
Dile que no puedes creer lo que ves en la televisión
Dile que matamos a los bebés por equivocación
No le digas nada del ejército
Háblale, háblale del ejército, dile que tiene que sentirse orgullosa del ejército. Háblale de la familia de las niñas muertas, dile sus nombres, por qué no, dile que si todo el mundo lo sabe ella también debe saberlo. Dile que hay bebés muertos, ¿vio a los bebés? Dile que no tiene por qué avergonzarse de nada. Dile que ellos se lo buscaron. Dile que quieren que maten a sus hijos para que la gente se apiade de ellos, dile que yo no me apiado de ellos, dile que no se apiade de ellos, dile que es de nosotros de quien hay que apiadarse, dile que a nosotros no nos pueden hablar de sufrimiento. Dile que ahora el puño de hierro lo tenemos nosotros, dile que es la niebla de la guerra, dile que no vamos a dejar de matarlos hasta que nos sintamos seguros, dile que me dio risa cuando vi a los policías muertos, dile que son animales que ahora viven entre escombros, dile que no me importaría nada si los exterminásemos, el mundo nos odiaría, eso es lo único, dile que no me importa si el mundo nos odia, dile que nosotros odiamos mejor, dile que somos el pueblo elegido, dile que cuando miro a una de sus niñas cubierta de sangre me siento feliz porque esa niña cubierta de sangre no es ella.

No le digas eso.

Dile que la amamos.

No la asustes.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=85103


S.O.S: ¡minaretes a la vista!

diciembre 9, 2009

El lunes regresé a Zaragoza después de haber pasado unos días de vacaciones en nuestro vecino país galo. Allí escuché una noticia que, al parecer, no ha tenido aquí tanta repercusión. Cierto es que tanto en la prensa escrita como en la televisión francesa no se hablaba de otra cosa. El escabroso tema no es otro que la prohibición de construir nuevos minaretes en Suiza.
A tod@s sorprendió la noticia de la celebración de un referéndum el domingo 29 de noviembre en Suiza a favor o en contra de la construcción de minaretes en las mezquitas. Pero los propios suizos se quedaron perplejos al conocer el resultado de la votación: ganó el No por un 57%!! Mientras que todas las previsiones daban por sentado que el desenlace sería otro muy distinto.
Para todos aquellos que no lo sepan, los minaretes son esas torres de las mezquitas desde las que los muecín llaman a los fieles a la oración cinco veces al día.

Cuando escuché la noticia, debo reconocer que en un primer momento me pareció normal que saliera el No: a mí sinceramente no me haría ni puñetera gracia tener al lado de mi casa una mezquita y que todos los días a las cinco de la mañana me despertara la llamada del muecín (también me jode que me despierte el canto del gallo al amanecer cuando he ido a algún pueblo. Pero claro, no voy a cargarme a todas las aves de corral para dormir mejor…). He estado en el Líbano y en Marruecos y sé lo que es eso.
Sin embargo la cosa cambia cuando me enteré de que en estos minaretes “occidentales”, la llamada a la oración sólo se escucha en el interior del edificio, nunca en el exterior. Con lo cual, la excusa más evidente que se podría utilizar para estar en contra de la construcción de estos elementos arquitectónicos queda descartada.
Suiza, al igual que la mayoría de los países europeos, presume de ser un país laico y de dotar a sus habitantes de todos los medios para que profesen con total libertad la religión que elijan.

Sin embargo, algo está pasando para que esta realidad ya no sea así. Desgraciadamente, este no es un caso aislado y es patente el avance de la ultraderecha en los países que componen la Unión Europea.
En los Países Bajos, el Partido por la Libertad, liderado por Geert Wilders aboga por prohibir el Corán, deportar a los “terroristas callejeros Marroquíes” como él los llama, prohibir el uso del burka y cerrar escuelas islámicas; en Italia, la Liga del Norte, aliada de Silvio Berlusconi, defiende la creación del delito de inmigración clandestina… En Francia, intelectuales y políticos de izquierdas están pidiendo que se elimine el Ministerio de Inmigración e Identidad Nacional a raíz del profundo debate que quiere mantener el ministro Eric Besson a propuesta de su presidente, Nicolas Sarkozy. En la web oficial ya se pueden ver mensajes xenófobos que reclaman la recuperación de la “identidad francesa” como estos: “Francia se ha convertido en una colonia de África de manera irremediable”; “Ningún francés pidió ser invadido por extranjeros”; “Ser francés no es: sacar provecho de los subsidios sociales, no trabajar, imponer una cultura discriminatoria, pedir que se lo integre”, así como reiteradas reivindicaciones del “derecho de sangre” para obtener la nacionalidad o ataques al Islam.
En Francia, donde hay una gran comunidad musulmana, se preguntan si sería posible que se diera un referéndum como en Suiza y, en ese caso, cuál sería el resultado.

Una serie de sucesos acaecidos en los últimos años han sido el detonante de esta fobia contra la religión musulmana. El conflicto que se produjo en 2006 tras la publicación en Dinamarca y posteriormente también en Francia de las caricaturas del profeta Mahoma, que según algunos periodistas “hizo tambalearse la libertad de expresión en Occidente”, los asesinatos de honor de varias mujeres en Europa, como el de una joven kurda en Alemania en enero de 2009, el asesinato del cineasta Théo Van Gogh, el 2 de noviembre de 2004, a manos de un musulmán y las amenazas de muerte contra la diputada de origen somalí, Ayaan Hirsi Ali, en los Países Bajos, son aprovechados por la derecha más conservadora para generar un ambiente de crispación y de miedo con respecto a la religión musulmana.
Pero podríamos trasladar estos hechos a nuestra cultura “católica, apostólica y romana”: la casa Real secuestró la portada de la revista El Jueves en la que aparecía una caricatura de los Príncipes de Asturias, muchos dirán que era indignante que los hubieran dibujado practicando el acto sexual, pero deben recordar que en las caricaturas de Mahoma, el profeta aparecía con un turbante que era en realidad una bomba, así que se estaba asociando el Islam con terrorismo (algo más indignante, a mi humilde parecer); los crímenes de honor podríamos compararlos con la violencia machista que ejercen los católico practicantes (la violencia contra las mujeres nada tiene que ver con la religión, sino con la misoginia más repugnante); Théo Van Gogh fue asesinado tras la proyección de su película Submission, en el que mostraba a cuatro mujeres maltratadas y semidesnudas, cuyos cuerpos fueron caligrafiados con textos denigrantes para la mujer, sacados del Corán; pero cabe recordar también otros asesinatos, como los que se suceden en Ciudad Juárez cuando un periodista o un policía no corrupto, quiere denunciar e investigar a fondo la desaparición de las víctimas.

Desde el 11 de septiembre todo lo que tenga que ver con el Islam es sinónimo de integrismo y terrorismo. En los medios nos bombardean de noticias sobre atentados en Irak a manos de radicales musulmanes, de altercados en las calles provocados por inmigrantes magrebíes, de niñas secuestradas por sus padres y trasladadas a países árabes, de mujeres que llevan el velo porque deben cubrir su cuerpo al ser considerado algo sucio e indigno… Pero qué poca importancia le dan a las violaciones cometidas por sacerdotes católicos a niños en los orfanatos, a la mala imagen que la religión católica otorga a la mujer (su modelo es ser madre y virgen, ¡chúpate esa!), a la que por otro lado cubre también con un hábito, y no es precisamente en un país musulmán donde está encarcelada la valenciana María José Carrascosa, por haber huido de un marido que la maltrataba y haberse traído a su hija con su familia. Algunos solo escuchan lo que quieren y los medios de comunicación no hacen más que repetir como loritos día sí y día también aquello que les interesa que permanezca en boca de tod@s.

El resultado de esta votación no es sino que el resultado de la publicidad de terror y violencia que se le está atribuyendo constantemente al Islam. La gente desconfía y tiene miedo, por una mala información o por carecer de ella, y es por eso que en mayoría han votado que no a la construcción de nuevos minaretes. Una amplia mayoría de la población relaciona Islam con integrismo, terrorismo, burka, lapidación, ablación femenina… Nada más lejos de la realidad.

Las medidas que han tomado los gobiernos son de lo más variopintas: en Francia (como en Turkía) las mujeres no pueden llevar velo en instituciones públicas, en la primavera del presente, Silvio Berlusconi prohibió los kebabs en el centro de las grandes ciudades, etc.
Después del ensayo que publicó Wassyla Tamzali, argelina afincada en Francia desde hace años, en el que señala que los musulmanes laicos están eclipsados por los integristas radicales, otra periodista se pregunta: “¿Para cuándo una manifestación de los musulmanes europeos modernos contra la barbarie islamista?”. No estaría mal, pero también podríamos animar a los católicos y a los judíos a hacer lo mismo.

No pretendo con este artículo afirmar que todos los musulmanes son buenos e inocentes, porque no es así. Sin embargo, la solución al problema del radicalismo difundido por integristas islámicos no consiste en impedir los minaretes, ni los kebabs.
El gran problema reside en que los lugares de culto están básicamente subvencionados por mecenas sauditas, wahhabites o salafistas, quienes se disputan el control del Islam europeo. Son éstos los que están empeñados en imponer su visión del Islam y nosotr@s lo único que provocamos condenando su religión es hacer que los creyentes musulmanes se refugien en estas corrientes.
Sí que considero que se debería mantener un debate nacional, pero no para seguir alimentando el miedo y la rivalidad entre las personas, creyentes o no, sino con el fin de comprendernos mejor l@s un@s a l@s otr@a y aprender a convivir con nuestras diferencias.


¿Hay algo peor que el hambre?

octubre 16, 2009

              

               Hoy 16 de octubre se celebra el Día Internacional del derecho a la alimentación, un derecho claramente recogido en la Carta Internacional de los derechos humanos, aunque podemos comprobar con tristeza que más de la mitad de la población mundial se muere de hambre, mientras que un gran porcentaje de la otra mitad sufre problemas de salud por exceso de comida.
El cambio climático, causante de graves sequías y deterioro de las tierras de cultivo, la crisis económica, el uso de tierras fértiles para otros fines que no son responder a la primera necesidad que demanda el ser humano, son las principales causas de la cantidad de víctimas en el mundo por escasez de alimentos.

               Actualmente en Guatemala, la población que más está sufriendo las consecuencias de la sequía y la ineficacia de las cosechas son los niños. La hambruna que vive la población infantil en este país es desoladora, por eso, una de las claves para evitar esta situación atroz es el fomento de la lactancia. Afirman que se debe reforzar la salud nutricional de las mujeres embarazadas y prolongarlo durante el periodo de lactancia, porque esto contrarresta la desnutrición crónica que afecta a miles de niños. Muchos niños nacen con poco peso, lo cual es síntoma de una mala alimentación de la madre durante el periodo de gestación. Maritza de Villatoro, integrante de la Liga de la Leche Materna (Guatemala) recomienda seguir amamantando a los niños hasta los dos años, ya que ningún sucedáneo puede sustituir las vitaminas y los nutrientes de la leche materna.

               Los gobiernos se llenan la boca de proyectos para luchar contra el hambre en el mundo. En Guatemala existe el Observatorio de la Alimentación, que para lo único que sirve es para redactar informes y presentar una realidad de sobra conocida por todos. También han instaurado el programa “Mi familia progresa” por el que cada hogar recibe Q300 (30 €) para que puedan llevar a sus hijos a las escuelas y los centros de Salud, una limosna que en nada soluciona el grave problema que muchas familias tienen que afrontar cada día.

                Se necesitan medidas que hagan justicia de verdad y no simples gestos caritativos que lo único que pretenden es paliar una situación en momentos determinados. Está claro que mientras los gobiernos cedan excesivos derechos a grandes multinacionales (mineras, eléctricas) para que campen a sus anchas en detrimento del bienestar de la población más débil, las cosas seguirán como hasta ahora.

Algún día llegará la anhelada REVOLUCIÓN y podremos decir con orgullo que por fin “todos los hombres y mujeres somos iguales ante la ley”.


¿Quién se encargará de ellos cuando no haya solución?

octubre 14, 2009

               Hace unos días, el Ayuntamiento de Zaragoza se comprometió a combatir el botellón que se organiza todos los años a las puertas del recinto de Interpeñas, para despejar las entradas y salidas y para que aquello no parezca un estercolero. Bueno pues ya sea por el débil empeño demostrado, o por la dificultad de la tarea, el caso es que este año tampoco nos hemos librado de la penosa imagen de adolescentes sentados en el suelo, botella en mano y abandonando el recinto con las manos en los bolsillos, como si toda aquella retahíla de botellas y vasos de plástico hubiesen aparecido en el lugar por ciencia infusa. Yo soy de la opinión de que los jóvenes tienen derecho a divertirse, pero al igual que derechos, también tienen deberes y entre ellos figura el no ensuciar los espacios públicos que son para el disfrute de todos. Lo peor es cuando oyes a alguno decir que “para algo están los barrenderos, que lo recojan ellos”.

Algo está pasando en nuestra sociedad que no funciona. Ayer emitieron el segundo capítulo del programa “Escuela del 63” y al que siguió un reportaje sobre la violencia en las aulas, tanto hacia los profesores como hacia los compañeros, un fenómeno que lejos de tener sus días contados, parece que va en aumento. La falta de disciplina, el absentismo escolar, la falta de interés por aprender, la exaltación de la ley del mínimo esfuerzo, son algunas de las causas que conllevan al ambiente tan desagradable que se vive en ciertos centros escolares. La educación es una responsabilidad que muchos progenitores delegan, de manera errónea, en manos de los profesores, y después les increpan si el niño o la niña no “sale” como ellos hubiesen deseado.

Algunas personas que han visto el citado programa se han mostrado indignadas por el trato que se imparte a estos chavales por parte de los profesores. En primer lugar, a estos adolescentes se les enseña a acatar normas, algo a lo que muchos de ellos no estaban acostumbrados. Se les enseña a obedecer, a no replicar, a respetar a la autoridad que se merece el profesor. Con ello, se pretende combatir, no la rebeldía sana e inherente a la edad, sino la mala educación que estos chavales han ido adquiriendo a lo largo de los años.

Son caprichosos, consentidos, maleducados, groseros, mal hablantes, descarados… pero débiles de espíritu, pues a la mínima de cambio se ponen a llorar cuando se les da un “no” por respuesta, por la impotencia que sienten al ver sus deseos frustrados.

 

               Hace un tiempo me contaba una amiga que ejerció de docente en un centro en el conocido barrio de El Bronx (New York), que antes de comenzar a trabajar, el equipo docente le sometió a unas pruebas para enseñarle a cómo afrontar situaciones difíciles. Ella empezó a explicar la materia como si estuviera en una de sus clases, mientras el resto de los profesores hablaba, le tiraban bolas de papel, se levantaban, peleaban…En fin, todo lo que sus futuros alumnos harían durante sus clases. Cuando la situación le superase por completo, podía hacer uso de un pito que llevaba colgado al cuello y acto seguido acudiría un persona encargada de la seguridad del centro.

Por otro lado, otro dato curioso es que los días que tenía clase a primera hora de la mañana no contaba con alumnos porque estos debían someterse a rigurosos controles, que duraban una media de 5 minutos, antes de acceder al centro.

                Entiendo que el ejemplo que acabo de ofrecer es extremo y no se corresponde con la realidad de nuestros centros escolares, pero a la vista de ciertos comentarios que pronunciaron algunos de los jóvenes entrevistados en el reportaje de anoche, tampoco sería del todo descabellado pensar que dentro de unos años esta realidad se instale en nuestros colegios e institutos. Para que esto no suceda hay que poner medidas: mayor presencia de psicólogos en los centros, profesores de guardia que puedan hacerse cargo durante esa hora del alumno problemático y obligarle a cumplir un castigo para que el otro profesor pueda impartir su asignatura con normalidad, mayor implicación de los padres en la educación de sus hijos, mayor control del absentismo escolar, y crear leyes que amparen los derechos de los docentes, quienes en la actualidad están en una situación de desventaja con respecto a los alumnos.

Una buena educación no se mide solamente por el contenido de los libros de texto.


¿ACABARÁN FALTANDO PROFESORES GRACIAS A BOLONIA?

febrero 12, 2009

Con la llegada inminente del proceso de Bolonia, la vocación de docente a más de uno se le irá al garete, y es que cada vez se pone más trabas a aquellas personas que desean convertirse un día en profesor/a. Todavía hoy, el título que se exige para ejercer la docencia es el C.A.P (Certificado de aptitud pedagógica), que dura unos meses y que, excepto alguna asignatura puntual, no sirve para nada, es un mero trámite administrativo, pues la enseñanza se aprende con la experiencia. Las instituciones llevan años mostrando su voluntad de mejorar la formación y la calidad de los futuros docentes mediante un curso preparatorio más extenso y que incluya teoría y práctica. Hasta ahí todo parece correcto, todo lo que consista en mejorar la educación y la enseñanza bienvenido sea.

Sin embargo,  existen muchos “peros” a esta declaración de buenas intenciones. En primer lugar, de ser un curso de formación de 6 meses (aquí en Zaragoza, porque en otras ciudades puedes reducirlo a un mes intensivo) que cuesta una media de 200 euros, se va a transformar en un master de un año y su precio será similar al de un curso normal.  Mientras que hasta ahora todos los estudiantes que terminaban su carrera podían matricularse en el ICE sin miedo a quedarse sin plaza (siempre que lo hicieran dentro del período establecido, claro está), ahora el número de plazas es limitado, y si te pegas varios años sin poder acceder al master, no podrás trabajar como docente ya que este máster es obligatorio. Pero esto no es todo: ahora se va a exigir un nivel B1 (antiguo 3º E.O.I.) de una lengua extranjera.

Todas estas medidas debían haber sido aprobadas ayer, pero el rector Manuel López se vio obligado a suspender la sesión ante la protesta de los estudiantes anti-Bolonia, que han sido injustamente calificados de fascistas y anti-demócratas. Por mucho empeño que le pongan algunos, ya no estamos en épocas de victorias heróicas que hacen historia. David no ganó a Goliat, ni San Jorge al Dragón ni los estudiantes de toda Europa vencerán con sus gritos y pancartas a la política capitalista universitaria.


UNA CANCIÓN POR LOS INOCENTES

enero 12, 2009

Hace unos años descubrí una canción de Renaud y Axelle Red que me emocionó sobremanera. En ella se habla de un joven portorriqueño, con un buen trabajo en una oficina de Nueva York, un hombre de éxito al fin y al cabo, y de una niña afgana, que está comenzando a descubrir el mundo, y que un día se ve envuelta en medio de una guerra. Los dos son víctimas del terrorismo.

Por todos ellos se hizo esta canción. Aunque está en francés, aparece la letra por si alguien está interesado en saber qué significan las palabras.